Equilibrista

Posted on

Imagen relacionada

Mientras la tarde silba a las chicharras,

mientras el pasto camina a las hormigas…

Rebota, rebota pelota amarilla.

Rebota, rebota y espanta a las ranas.

Caballero blanco avanza sin corcel,

armadura suave de piel y de pelos.

Nada lo detiene, se bate en un duelo.

Nada lo detiene, es claro para él.

Y cuando la lucha se vuelve tremenda

pelota y caballero se siguen, se evaden.

Él rodea y salta, ella corre y cae.

Él rodea y salta, ella no doblega.

Como equilibrista de circo ambulante

nuestro caballero se sube dudoso.

Redonda y movediza él se siente un oso.

Redonda y movediza, caballero andante.

Pero en una vuelta de mundo amarillo

pierde la montura el jinete ceñudo

y la ágil pelota rebota en el muro

y el conejo cae sobre su flequillo.

Después de la vuelta al mundo en un suspiro

el peludo amigo se vuelve a su finca.

Soñará en un sueño que rueda y que gira.

Soñará en un sueño que acróbata ha sido.

Meg © Todos los derechos reservados

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s